No les basta el currículum, quieren conocerte en Twitter

En un entorno laboral complicado las redes sociales se convierten cada vez más en el campo de batalla para quienes buscan trabajo. Los departamentos de recursos humanos lo saben y por eso han incrementado el uso de esta herramienta en sus procesos de búsqueda y selección de candidatos.

José Trecet - Redacción Mastermas - 26/04/2012

    |
http://www.mastermas.com/Noticias/html/N10169_F26042012.html

Las cifras hablan por sí solas. El 38,8% de los usuarios de redes sociales ya las usan con fines profesionales, un porcentaje que asciende al 41% si nos centramos solo en los hombres. Son datos del estudio Social Recruiting Survey 2011 elaborado por el fabricante de software Jobvite. El informe analiza la evolución de las redes sociales en los procesos de búsqueda de talento por parte de las empresas y la forma en la que éstas han ido ganado protagonismo con el paso del tiempo. [Ver másteres en redes sociales]

En su inicio las redes sociales nacieron como una forma de conectar personas y sobre todo amigos, pero esta capacidad de conexión no tardó en calar primero en los expertos en networking y después en los emprendedores. No en vano de comunicarse a crear una red de contactos con mayor o menor potencial profesional hay sólo un paso.

Como es lógico, son los perfiles más maduros quienes primero han detectado el poder de las redes sociales como instrumento profesional y así son los adultos entre 36 y 45 años los más propensos a utilizarlas con fines profesionales con una incidencia del 67%. Del total de los que se valen de esta herramienta con este objetivo, un 57,6% lo hace para buscar empleo por un 30,3% que simplemente quiere promocionarse, un 18,2% que promueve su empresa y un 15% que busca formación.

Esta profesionalización de las redes sociales no ha pasado desapercibida para los encargados de selección de las grandes empresas. Los departamentos de recursos humanos no han tardado en darse cuenta del potencial que tiene poder conocer más a fondo al candidato, no ya en su vertiente puramente laboral, sino también personal. Precisamente por eso un 80,2% de ellos ha utilizado esta herramienta como medio adicional para la selección de personal en 2011, lo que supone un incremento de 6,9 puntos porcentuales respecto al ejercicio anterior.

Dado el carácter profesional de las búsquedas, LinkedIn es su red favorita y la más empleada. Un 86,6% de quienes hacen uso de las redes sociales la utiliza. Facebook se encuentra en segundo lugar con un 55,3% debido a su perfil más ligado con actividades privadas y no tan laborales. Le siguen Twitter con un 46,6%, los blogs con un 16% y por último YouTube con un 11,6%.

La proliferación de estas herramientas se fundamenta en la capacidad para poder identificar no sólo a quienes buscan trabajo activamente, sino sobre todo a candidatos pasivos que antes quedaban fuera del alcance de los perfiles de recursos humanos. Además, también permiten mejorar la imagen de la empresa y su proyección como empresa en boga que busca ampliar plantilla, por ejemplo. Por último, destaca la posibilidad de tener una comunicación más cercana y fluida con los candidatos y poder conocer sus inclinaciones personales antes de su contratación.

Juan Antonio Ortega, Marketing, Communications & Web Manager de Michael Page International lo explica de la siguiente manera “el crecimiento de las redes sociales facilita las relaciones laborales ya que funcionan como un escaparate a gran escala en el que los candidatos se dan a conocer, se expresan y muestran valores añadidos a la empresa que busca profesionales de un perfil determinado". Y es que al margen de la propia red social la ventaja es que algunas como Facebook permiten el desarrollo de aplicaciones que ayudan a fomentar el networking o la búsqueda de candidatos.

En el fondo, como ya ocurriera con el boom de Internet, se trata de ir más allá de la mera presencia en redes sociales con un perfil corporativo estático. Como recalca Ortega, “hay que generar contenido, seguidores o ampliar el networking para dotar a estas herramientas de una utilidad real en la atracción de talento. Debemos tener una estrategia clara, decidiendo en cuáles nos interesa estar, cómo y con qué objetivos. Las Redes Sociales son un medio, no un fin. Es decir, formarán parte de la estrategia de selección pero la fase más importante siempre seguirá siendo el contacto personal con el candidato”.

El potencial de las redes sociales aplicadas al mundo profesional es enorme, ya que conectan a personas que hasta su aparición apenas tenían opciones de haber conversado e incluso de haber hecho negocios. Es, en este sentido, un paso más hacia la globalización de los negocios y de la economía.

 
Sigue a mastermas.com en Facebook y Twitter! Te esperamos

 
Contenidos relacionados en Mastermas.com:

España gana presencia en el ranking MBA Online de Financial Times


Networking, tu mejor compañero de máster


Tres de cada cuatro empresas invertirán en redes sociales en 2012